Se encuentra usted aquí

Padres del caso Ayotzinapa exigirán a López Obrador acelerar la investigación

México, 10 sep (EFE).- Padres de los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa exigirán al Gobierno mexicano acelerar las investigaciones del caso en la reunión que tendrán este miércoles con el presidente Andrés Manuel López Obrador, con motivo de los cinco años de la tragedia.

La Comisión Para la Verdad y el Acceso a la Justicia del caso Ayotzinapa, conformada por el actual Gobierno en enero, "ha sido muy lenta", criticaron los familiares de las víctimas en declaraciones a los medios tras un encuentro privado este martes en la Secretaría de Gobernación (Segob).

Emiliano Navarrete, padre de uno de los jóvenes, señaló que la espera ha sido "dolorosa", por lo que demandarán a López Obrador que refrende su compromiso de esclarecer el caso con "más rapidez".

"Principalmente acelerar las líneas de investigación, que vayamos ya un poco más rápido de llegar a la verdad porque tenemos bastantes elementos y personas involucradas en la desaparición de nuestros hijos, entonces no vemos por qué tenemos que tardar mucho", comentó en representación de los familiares.

La noche del 26 de septiembre de 2014, un grupo de estudiantes que se desplazaban en autobuses fueron atacados a tiros por policías corruptos en el municipio de Iguala, ubicado en el sureño estado de Guerrero.

En el ataque murieron seis personas y 43 jóvenes fueron detenidos por policías municipales y entregados a integrantes del cártel Guerreros Unidos, que los asesinaron e incineraron sus restos en un vertedero de basura, según la versión oficial.

Pero un grupo de expertos nombrado por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) investigó el caso y sostuvo que no era posible que los 43 cuerpos fueran quemados en el basurero y desveló que parte de la versión oficial se basaba en testimonios de detenidos torturados.

La semana pasada, las autoridades liberaron a Gildardo López Astudillo "El Gil", uno de los principales acusados del caso, con lo que suman ya 44 los implicados liberados por cargos sustentados en lo que el Gobierno del presidente Enrique Peña Nieto (2012-2018) defendió como la verdad histórica.

Navarrete responsabilizó de estas "negligencias" a la extinta Procuraduría General de la República (PGR), pero cuestionó al actual Gobierno y a la nueva Fiscalía General de la República (FGR) por "descuidar" el caso y no enmendar los errores de la investigación.

"Refrendarle y decirle al presidente de que tiene que estar al pendiente del proceso de Ayotzinapa y que no sigan saliendo personas porque lo que están demostrando es que no hay seriedad de nuestras instituciones", argumentó el padre.

Aun así, Cristina Bautista, madre de una de las víctimas, afirmó que "este Gobierno sí tiene voluntad" de resolver el caso y que ella mantiene la "paciencia y la esperanza".

Vidulfo Rosales, abogado de los familiares, explicó que en la reunión de la Comisión de Ayotzinapa de este martes se presentó un informe de acciones contra presuntos policías federales implicados en el crimen, aunque evitó dar más detalles.

Por otra parte, Santiago Aguirre Espinosa, director del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez (Centro Prodh), cuestionó la labor de la Fiscalía por "descuidar el caso".

Como ejemplo señaló la filtración de mensajes telefónicos de El Gil al diario Milenio, donde documenta torturas y ejecuciones, pues no existe un celular en el expediente que ellos han revisado que confirme algunos de los mensajes que se publicaron en el medio.

Tags