Se encuentra usted aquí

Los estudiantes se manifiestan en Tailandia durante debate constitucional

Bangkok, 24 sep (EFE).- Centenares de manifestantes se congregaron este jueves frente al Parlamento de Tailandia para exigir reformas democráticas mientras diputados y senadores debatían una serie de propuestas para introducir enmiendas a la Constitución.

Convocada por organizaciones estudiantiles que han liderado el movimiento de protesta contra el Gobierno desde el 18 de julio, y que el pasado fin de semana congregó a más de 30.000 personas, la concentración demandaba cambios en una constitución redactada por la junta militar que gobernó el país desde el golpe de estado de 2014 hasta 2019.

"Si los senadores se atreven a bloquear las enmiendas constitucionales eso significa que cierran la puerta a la vía parlamentaria y, si eso sucede, tomaremos las calles de nuevo", señaló el líder estudiantil Tattep "Ford" Ruangprapaikijseree en su cuenta de Twitter.

BLOQUEOS A LOS CAMBIOS CONSTITUCIONALES

El debate constitucional incluye seis propuestas, una de ellas de la coalición en el Gobierno y las otras cinco de la oposición, que han de votar los 500 diputados electos de la Cámara Baja y los 250 senadores elegidos a dedo por la junta militar de la Cámara Alta.

Dado que los partidos de la coalición gobernante cuentan tanto con la mayoría en el Congreso como con el apoyo de los senadores no electos, es de esperar que sólo se apruebe la propuesta de dicho bloque, para crear una comisión encargada de redactar una nueva constitución.

Ambos bloques proponen la creación de una asamblea constituyente, pero mientras que el Gobierno propone una formada por 150 miembros elegidos directamente por el electorado y 50 de forma indirecta, mientras que la oposición demanda que todos sean electos.

VISITA DEL REY AL PAÍS

El debate parlamentario y la manifestación han coincidido con una visita al país del rey Vajiralongkorn, que reside la mayor parte del tiempo en Alemania, por el aniversario del fallecimiento de su abuelo paterno el Príncipe Mahidol, en su primera visita desde el pasado 12 de agosto, cumpleaños de la reina madre Sirikit y día de la madre en Tailandia.

La inacción del monarca durante la pandemia y su residencia en el extranjero le ha convertido en objeto de críticas por parte del movimiento estudiantil de protesta que no tienen precedentes en un país donde la monarquía desempeña un importante papel.

Una de las principales demandas de los estudiantes es limitar el poder de la monarquía, sometiéndola a mayores controles constitucionales y acabar con la ley de lesa majestad que castiga con hasta 15 años de cárcel a quien critique a la familia real, entre otras medidas.

El actual monarca heredó el trono tras la muerte del Bumhibol en 2016, aunque no se coronó hasta el año pasado, pero no ha heredado la popularidad de su progenitor, que reinó durante siete decenios y al que gran parte de los tailandeses reverenciaba como el padre de la nación y como una figura prácticamente semidivina.

Sin embargo, el rey Vajiralongkorn ha ido consolidando su poder en los últimos años, al hacerse con el mando de dos unidades claves del Ejército, asumir el control personalmente de las propiedades de la corona e imponer cambios en la Constitución de 2017 para que no sea necesario nombrar a un regente cuando se halla en el extranjero. EFE

csg-igx/raa/jgb

(foto) (vídeo)

Tags