Se encuentra usted aquí

A favor y en contra del 287g en foro de candidatos para sheriff

Raleigh.- El programa de deportaciones 287g fue abordado por los aspirantes a la oficina del Alguacil del Condado Wake, el actual sheriff Donnie Harrison y el demócrata Gerald Baker durante el foro de candidatos el pasado sábado 13 de octubre en Alamo Drafthouse.

Ambos candidatos se medirán en las elecciones del próximo 6 de noviembre.

Una vez más Harrison defendió su postura de mantener el acuerdo de colaboración con el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) porque según dijo, mantiene la seguridad en el condado.

“Si yo dejo que alguien salga de la cárcel, alguien que por abuso de niños o por lo que fuera, dejo que salga, porque puso una fianza y sale y abusa otro niño, a quién van a culpar? a mí”, indicó el sheriff ante el público asistente al foro.

Por su parte, Baker reiteró su decisión de cancelar el acuerdo con ICE argumentando que lo único que hace, es separar familias y generar dolor.

“Yo he establecido muy abiertamente que estoy opuesto a la 287g. Cuando uno mira las cosas desde una  posición de compasión y humanidad, verdaderamente necesitamos ese programa? Nuestro trabajo es servir y proteger no determinar, quién debería o quién no debería estar. Si uno rompe la ley no importa el color o quién es, lo que vamos a hacer es procesarlo de acuerdo a la ley (...) creo que el impacto (del 287g) ha roto las familias”, dijo el candidato demócrata.

Harrison, quien busca la reelección como sheriff  por cuarta periodo, argumentó además, que ha hablado con la comunidad latina y que ésta entiende qué es lo que hace este programa. Pero, dijo “si alguna agencia lo agarra y lo trae al condado y le hacen preguntas: es usted ciudadano o extranjero? si no es ciudadano, van donde ICE, buscan y ven, sí es o no documentado”

El actual alguacil indicó que de acabarse el programa en la cárcel de Wake ICE saldría a las calles.

Voces  contra de 287g
Durante el foro también participaron miembros de la comunidad latina que se mostraron enojados en contra del programa de deportaciones y que eso impactará su decisión de voto el 6 de noviembre.

“Sentí la impotencia de mi mamá, que quería decir cosas, yo sé que mucha gente siente coraje y no pude decir por el inglés o por muchas cosas (…) simplemente quería que él supiera que no está ayudando a la comunidad y que el voto mío no lo tendrá. Aunque el sienta que está ayudando a mucha gente, eso no es así”, dijo a Qué Pasa, Selene Zavala de 25 años.

Zavala contó que su esposo, Ulises Rodríguez originario de Michoacán y con quién tiene una niña de 1 año, fue detenido y deportado el pasado 4 de julio sin tener record criminal.

Otros activistas como los miembros de Comité de Acción Popular y del Comité Somos Raleigh, también expresaron sus opiniones sobre las posturas de los candidatos.

“Estamos aquí, para que los programas como el 287g  no continúen. No estamos ni a favor ni en contra de algún candidato, simplemente que este tipo de programas dejen de estar en nuestras comunidades separando a nuestras familias”, sostuvo a Que Pasa, Griselda Alonso miembro del Comité Somos Raleigh.

Alientan al voto
El foro también sirvió para reforzar la idea de la importancia de votar el próximo 6 de noviembre durante las elecciones de término medio.

Para la beneficiaria con DACA, María González el foro ayudó, para que los jóvenes ciudadanos de padres inmigrantes tengan una mejor idea de las propuestas de los candidatos. 

“Creo que fue muy importante que los candidatos hayan venido y se hayan tomado el tiempo para compartir sus opiniones. Lo más diverso o controversial que haya sido lo apreciamos mucho, creo que es importante tener un grupo tan diverso en la audiencia escuchando los comentarios de todos. Pero mi mensaje es, para que la gente piense qué políticas son más importantes para ellos y cuáles van a proteger más a su comunidad y que evalúen de donde vienen los dos candidatos y que voten”, sostuvo González.

A su vez Martha Hernández, miembro del Comité de Acción Popular sostuvo que el objetivo es que la gente que puede votar, que tiene familias, amigos e hijos ciudadanos se informen.

“Si están viendo que está persona está atacando definitivamente no hay apoyarlo o si estoy viendo que la persona está prometiendo, tal vez hay que darle el apoyo. Seguiremos supervisando que la persona cumpla lo que prometió en la campaña”.

Relación con la comunidad
Otro aspecto que fue tratado por los candidatos a la oficina del alguacil del condado Wake, fue la relación con la comunidad y la generación de confianza.

La propuesta de Baker fue  establecer un estándar de transparencia     donde los residentes del condado  “sepan que lo que está ocurriendo” y “que cuando tenemos errores aceptamos responsabilidad, mantener la confianza”.

Por su parte el actual alguacil sostuvo que su oficina mantiene una póliza de puerta abierta,

“Asisto a todos los eventos posibles,  voy a muchso sitios, si lo necesitan estamos ahí. Nosotros mismo tenemos que estar con la comunidad hablando con la gente  y eso es lo que estamos haciendo tenemos tarjetas que hemos impreso en inglés y en español y eso lo ponemos porque sabemos que hay personas en el comunidad que no saben leer en inglés”.

El foro de candidatos fue llevado a cabo por las organizaciones no partidistas Raleigh Police Accountability Community Taskforce (PACT), El Pueblo, Zeta Phi Beta Sorority, Inc, NC Asian Americans Together, Delta Sigma Theta Sorority.