Se encuentra usted aquí

Agentes de ICE falsificaban firmas para capturar indocumentados

Charlotte.- Un maestro de escuela de Carolina del Sur es ahora el centro de una grave denuncia sobre las practicas del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE) de saltarse las normativas legales para aumentar detenciones de inmigrantes indocumentados y las deportaciones.

De acuerdo con una investigación del servicio informativo de televisión CNN, Brent Allen Oxley, de 40 años, fue despedido de ICE en mayo pasado, por varios cargos, incluyendo la  falsificación de la firma de su supervisor en las órdenes de captura de inmigrantes que se hallaban de forma irregular en Estados Unidos.

Sin embargo, Oxley respondió a la separación de su trabajo, que realizaba, en la oficina de ICE en Little Rock, Arkansas, pidiendo ser restituido cargo, revelando que el uso de firmar por los supervisores las ordenes de captura de indocumentados era una práctica común entre los agentes de ICE.

Correos electrónicos internos y otros documentos de ICE, obtenidos por CNN a través de la Ley de Libertad de Información (FOIA), muestran que otros oficiales en al menos cinco estados como Alabama, Arkansas, Luisiana, Misisipi, Tenesí, hacían lo mismo que Oxley.

La investigación indica que algunos de los supervisores conocían la práctica de sus oficiales, e incluso les entregaban formularios firmados en blanco para que pudieran cumplir con detenciones sobre todo los fines de semana, las tardes y las noches.

Oxley se graduó como oficial de ICE, en Georgia, donde se encuentra la oficina de Atlanta que tiene jurisdicción sobre las Carolinas.

Normativas derivadas de la Ley Federal de Inmigración exigen que cada una de las ordenes de captura tenga que ser firmada por un supervisor autorizado, apuntó CNN.

Del reporte se desprende que las órdenes de arresto conocidas como I-200, eran alteradas o acomodadas para evitar que los indocumentados que se encontraban detenidos en instalaciones de agencias locales, fueran dejados en libertad 48 horas después de su retención, como lo permite la ley en caso de que los cargos no ameriten que permanezcan encarcelados.

Chris Crane, presidente del Sindicato de Trabajadores de ICE, reconoció en el informe de CNN, que la práctica de usar las ordenes de captura de forma espuria era común.
“Creemos que se han producido cientos, si no miles, de violaciones de esta política”, dijo Crane.

Crane favorece que no se exija a los agentes de ICE, que tengan que respaldar las ordenes de captura con la firma de supervisores.

En una carta fechada el 2 de febrero de 2018, Crane pidió al presidente Donald Trump restaurar la política de que los agentes tengan la autoridad para actuar de forma independiente sin seguir el protocolo actual.

Como respuesta a las denuncias abusos de ICE por parte de organizaciones defensoras de los inmigrantes y fallos judiciales en su contra, hace dos años, ICE implementó una normativa que exigió que la detención de cada inmigrante indocumentado estuviera acompañada por una orden judicial, y que los supervisores autorizados revisaran y firmaran las órdenes.

La violación a esa normativa, como se develó con la denuncia de Oxley, indicaría que miles de indocumentados fueron deportados usando una práctica ilegal.