1. Skip to Menu
  2. Skip to Content
  3. Skip to Footer

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Síguenos

FacebookTwitterYoutubeGoogle

Soñador va a la corte para defender sus derechos frente al DMV

Un joven de Guilford demanda al DMV para que le expidan su licencia

Greensboro.- Ante la complicación de no tener una forma segura de transportarse, Erick Rentería, soñador que obtuvo los beneficios de la Acción Diferida, demandó al Departamento de Vehículos Motorizados (DMV) para que le expidan la licencia de conducir a la que tiene derecho, según la opinión emitida por el el Fiscal General de Carolina del Norte.


Jeremy McKinney, abogado del joven de 18 años que estudia en Western Guilford High School, presentó la demanda el pasado 7 de febrero ante el Tribunal Superior del Condado Guilford y espera que la situación se resuelva pronto.


“Erick va a graduarse del high school en tres meses y tiene un permiso de trabajo que no puede usar porque tiene problemas para transportarse”, dijo el abogado. “Hasta para ir a la escuela necesita que alguien más lo lleve porque no quiere violar la ley”.


Esta es la primera acción legal contra el DMV en todo Carolina del Norte ante la negativa de las autoridades de expedir los documentos, a pesar de que la oficina del fiscal general, Roy Cooper  anunció que la Acción Diferida establece presencia legal en el país para los jóvenes indocumentados.


McKinney explicó a Qué Pasa que la demanda se basa en las provisiones 20-25 y 20-7 de los Estatutos Generales de Carolina del Norte, las cuales otorgan el derecho a una audiencia en menos de 30 días a personas que les fue negada una licencia por el DMV.


“Es la forma más rápida de hacerlo y esperamos que se resuelva para abril”, dijo el abogado.


Otorgada y luego negada


El pasado 13 de noviembre Rentería revisó su correo y  encontró el permiso por el que aplicó meses atrás. Supuestamente, este  le otorgaría los derechos básicos de cualquier persona que trabaja y reside en el país que ha sido su hogar por los últimos diez años.


El 8 de enero, con todos los documentos en mano, incluyendo tarjeta de seguro social, comprobante de residencia y permiso de trabajo, Erick fue a la oficina del DMV de Kernersville a tramitar lo último que le faltaba, la licencia de conducir.


Sin mayor problema pasó el examen escrito, pero como no estaba registrado en el seguro de su automóvil, no pudo continuar con la prueba práctica.


A los tres días resolvió ese detalle y volvió a la oficina de Kernersville, donde le otorgaron un permiso temporal con vigencia de 20 días, mientras esperaba su licencia que llegaría por correo.
No obstante, Rentería se llevó una gran sorpresa el el 25 de enero cuando recibió una carta del DMV de Raleigh, diciendo que no le emitirán la licencia hasta que presentara “documentos válidos de inmigración no expirados”.


En la oficina de Kernersville le confirmaron la nueva medida, la cual se repitió cuando visitó el mismo día la de Greensboro.


Solución rápida o a corte


En la demanda se argumenta que la negativa del DMV basada en que el permiso de trabajo no es prueba de presencia legal es “arbitraria, caprichosa y no está apoyada de evidencia presentada o por la ley”.


El documento también dice que Rentería demanda que las autoridades ordenden que se le otorgue una licencia de conducir, que el DMV abandone su política de negar la expedición de documentos a personas con Acción Diferida y el pago de los costos por la representación legal. De lo contrario, se pide una audiencia para que un juez del Tribunal Superior del condado revise las acciones del DMV y tome las medidas que considere más adecuadas.


“Estamos preparados para pelear por el caso de Erick y esperamos que se resuelva para antes de abril”, dijo McKinney.

Reven

reventria

Acción Diferida

 

DMV RESTITUYE LICENCIAS A SOÑADORES DE NC

boton-hb786